Chuck Martin: “la industria puede anticiparse a las necesidades del consumidor incluso antes de que este tenga la necesidad. Este es el futuro que nos espera en el Internet de las Cosas”

Published by Chuck Martin IoT General

El Internet de las Cosas ha  crecido hasta convertirse en un elemento diario de nuestra vida. Actualmente nos encontramos ante un conjunto de tecnologías y usos, un ecosistema, vivo y en pleno desarrollo. Su aparición ya fue predicha por algunos expertos entre los que se encuentra Chuck Martin, escritor best-seller, antiguo Vicepresidente en IBM y anterior director en el Center of Media Research, de MediaPost Communications, entre otras cosas. Ya en 1998, Martin vaticinó la llegada de ordenadores portátiles capaces de conectarse entre sí en su libro Net Future. En otras palabras, este experto previó el tejido que constituye hoy día el IoT. Hemos contactado con él para conocer su visión particular sobre la actualidad y el futuro que veremos en el Internet de las Cosas.

De la evolución a la revolución

Desde la llegada de Internet la tecnología ha cambiado a niveles inimaginables. Lo que comenzó conectando equipos y máquinas de una forma primitiva y práctica ha terminado por evolucionar hasta generar una auténtica red de interconexión entre dispositivos y personas. Lo que antes se conocía como M2M, conexión machine to machine, ahora es el núcleo duro de algo más importante y grande: el Internet de las Cosas. “Desde mi punto de vista existen dos aspectos diferenciados. En primer lugar está el aspecto M2M, que interconecta las máquinas y está más orientado a empresa, en el cual los negocios se centran para operar más eficientemente”, nos explica Chuck Martin al preguntarle por una definición de IoT. “Y en segundo está el consumidor y las actividades que le conciernen en su día a día: diferentes formas de comunicarse, de conectarse…” El experto nos explica que el aspecto M2M es la infraestructura tecnológica que subyace bajo el sistema, permitiendo que funcionen los servicios que encontramos en el Internet de las Cosas.

Pero, ¿cómo afecta el IoT a todo lo que conocemos? “Existe todo un mundo completamente nuevo por llegar”, explica Martin. “Si te paras a pensar en toda le evolución tecnológica que hemos vivido, por supuesto, Internet ha supuesto un hito en la historia. Pero la gente dependía de un ordenador para estar conectado. Después llegó la era de los teléfonos móviles, lo que permitió, básicamente, desconectar a la gente de los ordenadores, haciendo posible realizar cualquier cosa desde cualquier parte. Esto cambia cómo compra la gente, como accede a la información, como interactúa con el dispositivo… Cambia las verdaderas capacidades informativas y recursos disponibles para una persona. La nueva etapa es el Internet de las Cosas, ya que esto lo cambia todo”. Nos cuenta Martin. En palabras del experto, ahora todo está conectado: personas, dispositivos, información… Mientras que antes era el consumidor el que iniciaba una acción, solicitando algo, ahora es la tecnología la iniciadora, modificando la acción del consumidor, lo que es una auténtica revolución en el modelo. “Por ejemplo, la industria puede anticiparse a las necesidades del consumidor incluso antes de que este tenga la necesidad. Este es el futuro que nos espera en el Internet de las Cosas”.

Los retos del futuro                     

Como en cualquier evolución, el Internet de las Cosas se enfrenta a una serie de retos difíciles de afrontar. Para Chuck Martin, las dos principales barreras a superar son la interoperabilidad y la continuidad: “en primer lugar, conseguir conectar todos los dispositivos es extremadamente difícil. Las plataformas todavía no trabajan unidas, de la misma manera, aunque lo harán en el futuro. En segundo, otra cuestión básica es que los servicios han de funcionar de manera continua, no pueden hacerlo a veces sí y a veces no. Por ejemplo, en los coches autónomos u otros servicios conectados donde debe haber una conexión puntera y en tiempo real, no puede haber un fallo de conexión”, comenta el experto. “Cuando piensas en la dificultad de conectar miles de millones de dispositivos hay que tener en cuenta que este reto va a ir en aumento con el tiempo”.

Pero al igual que los problemas, también existen las soluciones. Para ambos retos la solución no es otra que tiempo. “En 1998, en Net Future, recuerdo que afirmaba que los ordenadores portátiles se aventurarían más allá de los laboratorios, hacia los espacios de trabajo; que los chips desechables permitirían que los aparatos se comuniquen entre sí; y que más dispositivos en red estarían vinculados a más dispositivos conectados en red. Y de eso hace dieciocho años. Esto da una idea de cuánto tiempo hace falta para resolver estas cuestiones, y que todavía queda un largo camino para poder superar estos retos”.

El camino de la digitalización

En el proceso de evolución, la industria tiene un papel fundamental como actor principal además de como desarrollador del ecosistema que permite su uso por parte de los consumidores. En ese sentido, ¿están las empresas adaptándose a un presente cada vez más inmerso en el IoT? ¿En qué sectores se está poniendo mayor atención? “Algunos de los protagonistas en la escena del IoT están creando grandes plataformas. La Inteligencia Artificial, la Realidad Virtual y la Realidad Aumentada son los grandes temas de interés”, comenta Martin, “Las grandes compañías actualmente están trabajando en mejorar la rentabilidad de los servicios que ofrecen”. Pero la transformación de los negocios debe adaptarse a nuevos modelos que integren el comportamiento y la necesidad del consumidor de forma más eficiente. “En un nuevo escenario futuro, en vez de ver compañías buscando clientes leales, vamos a ver clientes buscando la lealtad de la compañía, siendo capaces de valorar los servicios en base a esta lealtad. Este es uno de los grandes cambios para los que las compañías han de estar preparadas”.

Chuck Martin está actualmente trabajando en una nueva obra cuyo título preliminar es Internet of Everything. El autor busca las claves de la digitalización, en sus palabras, la trasformación de todos los negocios futuros. “Tras el despliegue completo de tecnología, el sistema de comunicación ha de evolucionar también. Por ejemplo, los anuncios, el marketing, la manera que los consumidores tienen de interactuar con las marcas… Básicamente, estoy investigando el mercado anticipatorio, un escenario en el que las grandes compañías han de conocer antes que el propio consumidor las necesidades que este tiene. Esto le permitirá ofrecer los servicios o productos adecuados antes, incluso, de que el consumidor llegue a necesitarlos. Este cambio será fundamental en los negocios del futuro, cambiando de forma radical la manera de entender la relación entre la compañía y el usuario. Un escenario en el que la digitalización, y el ecosistema IoT que permite este fenómeno, tienen un papel protagonista.

POST IN ENGLISH

Chuck Martin
Futurist, Keynote Speaker, IoT Daily MediaPost Editor/Columnist, CEO Net Future Institute